Profertil

«En las primeras 5 vueltas parecía que nunca me había subido a un auto de carrera, pero después ya fue todo más normal»

El piloto Brian Quevedo fue pionero en la reapertura del autódromo local y giró con su unidad preparada para el Turismo Regional. Además, tomó contacto en pista con su división de Fórmula, luego del parate por la pandemia.

Luego de formar parte del regreso a las pistas, tanto en la categoría Fórmula 2-0 y en el Turismo Regional, donde reabrió la actividad en el autódromo de Bahía Blanca, el joven piloto Brian Quevedo comentó de qué manera vivió esas experiencias y cómo se prepara para lo que viene.

«Durante es tiempo el simulador ayudó un montón. No es lo mismo, pero permitió tener cierto ritmo para volver a la pista. El regreso lo tomé con calma. En las primeras 5 vueltas parecía que nunca me había subido a un auto de carrera. Y después ya fue más serie, giramos como si fuera una clasificación y ya estamos pensando en seguir probando», resumió.

«La distancia social y el tapabocas es lo principal. Y muy poca gente. Un máximo de 10 personas, al aire libre, la cabina sanitizante. Más que nada eso», apuntó sobre el protocolo.

«Además, durante este tiempo, el equipo pudo terminar un cuarto auto así que junto a Gustavo Medina vamos a poder correr el campeonato entero. La expectativa que tenemos es si se habilita el TC, alguna fecha antes de fin de año vamos a tener», concluyó Quevedo.